25 sept. 2012

El bolero de Ravel

           
                     
                          

       Desde hacía dos años aproximadamente, mis relaciones sexuales habían sido algo muy personal entre yo y mi mano derecha. La forma en que mi novia me plantó, me dejó sicológicamente muy tocado.

         La incorporación a la plantilla de Luisa fue el punto de inflexión. El personal masculino del despacho andaba babeando tras ella, intentando conseguir sus favores. Pero Luisa era mujer curtida y sabía darles esquinazo de forma rápida y descarada, lo que convirtió en una competición el conseguir una cita. El que lograra echarle un polvo, tendría la admiración y el respeto de todos, incluso el del jefe que también había realizado algún intento.

          Mi situación personal y mi alienación sicológica me hicieron no darle importancia a la algarabía montada, así que nunca intenté ligar ni tirarle los trastos. Pero mi inexperiencia con las mujeres y falta de ánimo no me dieron pistas hasta que ya fue demasiado tarde, ese era mi atractivo. En el plazo de un mes me convertí en su confidente. Fue entonces cuando me percaté de que Luisa era una mujer de bandera.  Metro setenta, piernas interminables, curvas marcadas a lo Claudia Cardinale y unos pechos con una moderada exuberancia que los hacía doblemente deseables. Sus ojos, de un azul insultante. Y además, rubia. Aunque sus cejas no eran del mismo tono que su melena pero ¡Qué demonios! Con un poco de suerte podría descubrirlo mas tarde. Así que intente utilizar esa situación a mi favor y después de decirme que sí al primer café, el resto fue rodado. Al cabo de quince días un hotel de carretera en las afueras nos recibía para pasar una tarde de desenfreno sexual.

          La cosa pintaba bien. El bolero de Ravel de fondo y una mujer que nada tenía que envidiar a Bo Derek. Yo y mi mano, no dábamos crédito a lo que nuestros ojos veían y la excitación era tan enorme que cuando descubrí que era rubia de bote, ya había manchado mis calzoncillos. Me los quité rápidamente lanzándolos al suelo para que no se percatara de lo ocurrido y me metí en faena dispuesto a darlo todo. De hecho, cinco minutos más tarde lo volví a dar todo mientras daba cuenta de sus pechos. Sabedora de mi situación de abstinencia le restó importancia. Y rápidamente se metió en faena, así que cuando notó que había recuperado la forma, pensó que era mejor aprovechar mientras podía y se colocó a horcajadas sobre mi. Tres movimientos  fueron suficientes. Tuve que irme con la música a otra parte.


           Cuando llegué al despacho al día siguiente tenía sobre mi mesa un paquete y una nota.

           “Nunca he conocido a un hombre cuya fase de recuperación entre eyaculaciones fuera tan corta, pero he de confesarte que tampoco he conocido a un hombre que eyacule con tu rapidez. Tres veces en diez minutos es todo un record. Tu calzoncillo te ha delatado. Consuélate en haberme echado el polvo más corto de mi vida. Aunque para serte sincera yo  ni lo olí de cerca.  Luisa”

           Abrí el paquete. Era un libro. “Domina tu orgasmo. Controla tu eyaculación precoz”.  Pensé que aún había esperanza con Luisa, pero durante una larga temporada, yo, mi mano y el bolero de Ravel  volveríamos a ser íntimos amigos.


                                                      Jesús Coronado (Jecobe)


 

10 sept. 2012

Reseña: "El Godo"

EL  GODO  (Victor J. Andrés)





Autor: Victor J. Andrés
Editorial: Ediciones Robla          
Autor:   Victor J. Andrés
Año edición:   2011

                       
Sinopsis

El Godo cuenta la vida de Martín, un joven de origen godo que se ve obligado a salir de su aldea en las profundas montañas de León para buscar a su padre y convertirse en sanador. A lo largo de su vida irá viajando por una Hispania convulsionada por las intrigas entre los reyes visigodos. Conocerá desde joven a Don Pelayo y participará con él en la batalla de Guadalete, donde los musulmanes vencerán al rey Don Rodrigo e invadirán la península ibérica dando fin al reino visigodo. Aprenderá de los árabes la medicina de su época y por el camino varias mujeres marcarán su destino, que llegará a su cenit cuando vuelva a combatir al lado de Don Pelayo en la batalla de Covadonga tras la que se fundará el Reino de Asturias.

Autor

Victor J. Andrés nació en León allá por el año 1967. Hombre polifacético donde los haya, se aficionó a la historia y la geografía desde muy joven e hizo de la lectura uno de sus vicios favoritos (tiene otros). Decidió hace algo más de un año utilizar su afición para lanzarse a la aventura de escribir un libro, dando como resultado El Godo, su primera novela.

Ha participado como colaborador en prensa escrita y actualmente dirige una tertulia literaria en su ciudad de adopción, Alicante.



Opinión

Victor J. Andrés nos traslada en este su primer libro, a la España  de la alta edad media donde junto con el protagonista de su novela, Martín, vamos a vivir el inicio de la conquista musulmana y el final del reino visigodo a lo largo del siglo VIII.

Con una prosa ágil y de fácil lectura, el autor de esta novela arranca con un primer capítulo que ya nos engancha desde sus primeras líneas haciendo difícil dejar de seguir leyendo, sabiendo jugar perfectamente con la tensión e intriga al final de cada uno de ellos. Buen conocedor de las zonas que describe con todo detalle, Victor realiza un trabajo de investigación previo y descripción histórica que entrelaza perfectamente con las andanzas de sus personajes,  implicándolos en hechos  tan importantes como la batalla de Guadalete o la de Covadonga junto a Don Pelayo.

Libro muy recomendable, con gran rigor histórico y que de forma muy amena nos termina implicando en la evolución personal de  Martín, su personaje principal, con el que reiremos, amaremos y lloraremos, hasta tal extremo que llegaremos, en determinados momentos, a odiar al autor de la novela.

He de comentar que me ha sorprendido la descripción de los remedios médicos que realiza de la época, así como de los guisos y alimentos que aparecen a lo largo del libro. Pues aunque puede parecer no tener importancia, hacerlo con coherencia y rigor conlleva una dificultad añadida que Victor J. ha sabido solventar con conocimiento y maestría. Aun me parece paladear las “manzanas conservadas en miel” que Martín come con placer en unos de los primeros capítulos.

En fin, un primer libro este de un autor novel que con personajes muy bien definidos y localizaciones descritas de forma magistral, hará pasar un buen rato a los lectores tanto amantes de la novela histórica como del género de aventuras.


Jesús Coronado


4 sept. 2012

Participación de Jesús Coronado en la ANTOLOGIA PROSADICTOS

Como resultado del aniversario del foro donde participo junto a otros compañeros, surgió la idea de realizar en comunidad un libro de relatos. De la idea se pasó a una acción concreta y esta acción dio como fruto la Antología Prosadictos.

En ella participamos once autores diferentes, con estilos diferentes que quedan plasmados en la diversidad de la temática de los relatos. 

El resultado: 110 páginas de prosa variada, de una calidad notable, con una edición cuidada y disponible para descargar o leer online de forma gratuita.

Los relatos y autores que componen la antología son los siguientes:

- "La doble espera", de José García Montalbán.(Jósgar)

- "Huesos de cristal", de Zacarías Montano (Gin)

- "Melodía asesina", de Juan Antonio Marín.(Juanan)

- "Entre tú y yo", de Mónica Bezom.(Turkesa)

- "No apto para escritores" , de Blanca Miosi.(B.Miosi)

- "La sentencia", de Fernando Hidalgo Cutillas.(Panchito)

- "Con nombre de mujer", de Jesús Coronado.(Jecobe)

- "El lugar adecuado, el momento preciso", de Vanessa Navarro Reverte.(Madelyne Blue)

- "Asesinato en París", de Milagros García Zamora.(Milagros)

- "Historia sin nombre", de Mario Archundia.(Pesado67)

- "Sin la mosca", de Daniel A. Franco (Dan)

Con mi agradecimiento al resto de compañer@s, dirijo uno muy especial a Daniel A. Franco, por su gran trabajo de coordinación y maquetación, realizando un trabajo encomiable. Un placer compartir letras con todos ellos.

Aquí podéis acceder a la versión de lectura online en ISSUU.
 
 
 
Si quieres bajarte el libro en PDF pincha en el siguiente enlace: http://antologiaprosadictos.blogspot.com.es/ Que disfruteis de la lectura y espero vuestros comentarios.